Bacalao con salsa de naranja, cebollino y hierbabuena

0
336

Inspirándonos en la tradicional ensalada de bacalao con naranja y cebolla, creamos un plato principal para disfrutar de la misma combinación de sabores, esta receta de Bacalao con salsa de naranja, cebollino y hierbabuena. Es una elaboración sencilla pero muy vistosa y realmente deliciosa, os explicamos cómo hacer esta receta de bacalao paso a paso.

 

Hay recetas tradicionales, como la ensalada de bacalao y naranja, de las que no nos cansamos, pero además nos inspiran a crear otros platos, como este Bacalao con salsa de naranja, cebollino y hierbabuena. Esta combinación de sabores nos traslada a Andalucía, y como muchos de vosotros sabéis, acabamos de pasar unos días en esta Comunidad, concretamente en Córdoba. Algo de añoranza, quizá, ha provocado que hoy preparáramos esta receta de bacalao que tanto nos gusta y que todavía no habíamos compartido con vosotros.

Es una receta de bacalao muy fácil de hacer, por lo que se puede disfrutar cualquier día de la semana, pero es también una buenísima opción para deleitar a nuestros comensales en una comida festiva. Con las cantidades que indicamos para elaborar la salsa sobrará, pero os recomendamos hacerla igual, pues con ella vais a poder disfrutar de otro sencillo plato, esta salsa de naranja con cebollino y hierbabuena queda deliciosa con una simple pechuga de pollo a la plancha y con unos filetes de lomo (preferentemente un poco gruesos). Esperamos que os guste.

Ingredientes (4 comensales)

50 gramos de cebolla (pelada), 1 c/p de pasta de jengibre y ajo, 300 gramos de zumo de naranja recién exprimido, 200 gramos de caldo de ave, 35 gramos de Maizena, 50 gramos de miel (de azahar, romero o milflores), 1 c/s de salsa de pescado, 24 hojitas de hierbabuena fresca (si son grandes poner menos cantidad, o al gusto), 5 gramos de cebollino fresco, c/n de pimienta negra recién molida, 20 avellanas tostadas, sal, aceite de oliva virgen extra, 100 gramos de guisantes frescos, 4 lomos de bacalao (al punto de sal).

Elaboración

Pela y pica la cebolla en brunoise, pon un cazo a calentar con un poco de aceite de oliva virgen extra y pocha la cebolla a fuego lento, añade una pizca de sal. Cuando esté tierna, añade la pasta de jengibre y ajo y rehoga unos segundos.

Disuelve la Maizena en el caldo y mezcla con el zumo de naranja recién exprimido (no utilizar zumo comercial). Vierte esta mezcla en el cazo y sube el fuego para llevar a ebullición. Añade la miel, la salsa de pescado, las hojas de hierbabuena, reservando unas hojitas para el emplatado, pimienta negra y sal al gusto.

Cuando rompa a hervir, baja el fuego y no dejes de remover hasta que la salsa espese y sea capaz de napar el dorso de la cuchara. Entonces incorpora la mitad del cebollino y tritura con la batidora de mano. Reserva.

Escalda los guisantes frescos en un poco de agua con sal, el tiempo puede variar según tu gusto, si los quieres tersos o más blanditos. Una vez escaldados, enfríalos rápidamente en un baño maría inverso. Aderézalos con un hilo de aceite de oliva virgen extra (arbequina o picual, por ejemplo) y una pizca de sal. Reserva.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí