spot_img
28.2 C
Santo Domingo
martes, abril 16, 2024

Funcionarios y el turismo de Pedernales

Los ataques de opositores y grupos de presión han sido sostenidos. Le atribuyen al mandatario crear herramientas legales para privatizar las tierras con vocación turística de la provincia y apoyar un proceso de supuesta depredación de manglares y humedales protegidos por leyes nacionales y acuerdos internacionales.

Si funcionarios de las gestiones gubernamentales del Partido de la Liberación Dominicana (2004-2020) evidenciaron alguna debilidad, más allá de su insufrible arrogancia, fue la indiferencia ante los ataques sistemáticos de los opositores y a las críticas mediáticas que no olieran a halagos de sus corifeos.

Pensaron que el reinado sería eterno, pero -cuando despertaron del sueño- “consummatum est”. Era tarde. En el imaginario colectivo, todo lo que se pareciera a morado estaba etiquetado como corrupto. Han pasado casi tres años de su salida del poder y el sambenito aún merodea por aquellos lares.

La falta de sentido de cuerpo reflejada en la creación de gobiernitos aislados en las instituciones que dirigían, la ausencia de solidaridad con cualquier situación que afectase a sus pares y la apatía frente a los logros del mismo Gobierno, les mandaron la sorpresa amarga de los comicios de marzo, mayo y junio de 2020.

Esa lección no ha sido aprendida por algunos jefes de la actual gestión, pese a que en agosto 16 entra al último año del cuatrienio y ya hay aprestos reeleccionistas. Luce que han calcado las conductas antipolíticas de los antecesores.

La actitud de creciente displicencia frente a las críticas al gubernamental Proyecto de Desarrollo Turístico de Pedernales es un ejemplo.

El presidente Luis Abinader ha demostrado total entrega para su ejecución, y ha dicho que será su legado. No le dejan mentir sus discursos, sus cinco viajes a la provincia del extremo sudoeste, desde su toma de posesión a mediados de agosto de 2020, y las obras en proceso en Cabo Rojo, mediante la figura del Fideicomiso pro Pedernales. Igual el proyecto Bucanyé, que, aunque privado, tiene el espaldarazo del Gobierno porque sería desarrollado al sureste del pueblo, frente a la playa.

Pero eso ha sido insuficiente para motivar a sus soldados. En cambio, los ataques de opositores y grupos de presión han sido duros.

Le atribuyen al mandatario crear herramientas legales para privatizar las tierras con vocación turística de la provincia y apoyar un proceso de supuesta depredación de manglares y humedales protegidos por leyes nacionales y acuerdos internacionales.

Al inversionista privado, la campaña audiovisual SOS Manglares, de la ONG Grupo Jaragua, le atribuye haber “cortado miles de kilómetros cuadrados de mangles” y que “se han apropiado de terrenos del Estado”. En los medios, actores reproducen sin cesar tal mensaje y culpan al Gobierno.

La provincia Pedernales tiene una superficie de 2,075 kilómetros cuadrados, el 67% parques nacionales (Jaragua y Sierra Baoruco). Bucanyé mide menos de 10 kilómetros cuadrados, tal vez 5. La ocupación de esa área por invasores es vieja y antecede al plan de compra del inversor español.

Aunque las acusaciones presentadas en esa pieza publicitaria son rebatibles por el tinte de posverdad que ella entraña la pieza, al usar datos incongruentes con la realidad, imágenes viejas y el recurso del suspenso en la narración para conseguir la persuasión; aunque Abinader no ha parado de promover el proyecto de desarrollo turístico de Pedernales, la mayoría de los funcionarios ha dado la callada como respuesta, como si la erosión de la imagen de la gestión de gobierno no les afectara.

Las pocas reacciones han sido tan tímidas que sucumben ante la recurrencia de la campaña en medios tradicionales y redes sociales.

El tenebroso silencio de la mayoría abre un boquete para que las corrientes de opinión negativas se instalen en el imaginario social. “El que calla, otorga”, refiere el dicho popular.

El presidente urge de un escudo de voces que le proteja, pero con la verdad en las manos. Él solo, o con dos o tres soportes, resulta difícil. Debe convencer a los públicos, sobre todo a los de interés, que su intervención en la provincia fronteriza tiene una intención social y es una apuesta al turismo sostenible y sustentable regido por la planificación para evitar la repetición de ciudades periféricas caóticas y llenas de vicios.

La guerra de la opinión pública luce desigual, a favor de los denunciantes. Si continúa esa tendencia, mucha gente construirá actitudes contrarias al Gobierno, lo cual se reflejaría en foros internacionales, en el avance de los proyectos turísticos mediante alianza público-privadas y privados, así como en las elecciones del 24.

Para los pedernalenses, los retrasos equivalen a una “tragedia”.  Se trata de décadas de espera y empobrecimiento progresivo, pese a las riquezas naturales.

Pedernales, elevada a provincia en 1958, se ha desgastado en silencio, con paciencia de Job, soñando con agropecuaria,  industrias prósperas y en un turismo ecosostenible, celoso de sus bosques húmedos, de su fauna, flora, humedales, cenotes, cuevas y de sus chicos manglares hábitat de cangrejos, atacados despiadadamente por los siglos de los siglos en las narices de las autoridades y de la sociedad.

El desarrollo de los proyectos Cabo Rojo y Bucanyé, como cualquier otro en el mundo, tendrán un impacto en el medioambiente, pero manejable si reina la voluntad en las autoridades y los pedernalenses vigilamos el cumplimiento.

Que el Gobierno haga lo que tenga que hacer, en el marco de las leyes, para que estos avancen de manera sostenida. Y que sus funcionarios los defiendan. De lo contrario, no habrá “legado” para Luis Abinader. Le arruinarán la imagen.

Tony Pérez
Tony Pérez
Periodista investigador, maestría en Políticas y Planificación de la Comunicación, locutor, catedrático, exdirector de la Escuela de Comunicación de la UASD, jurado del premio de Periodismo Turístico Epifanio Lantigua, de la Asociación Dominicana de Prensa Turística (Adrompretur) y facilitador talleres de actualización en Comunicación y Periodismo Turístico, de Adrompretur.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -spot_img
spot_img
- Publicidad -spot_img

ULTIMAS Noticias

Estudio Banco Popular y Asonahores: «industria hotelera» representa 19% del PIB dominicano

Santo Domingo. El Banco Popular Dominicano y la Asociación...

Someten cambios a la Ley de Aviación Civil; regulará uso de drones

Santo Domingo. El presidente Luis Abinader envió en el Senado un nuevo proyecto...

Banco Popular siembra más de 8,000 plantas en Plan Sierra

Jánico, Santiago. – Unos 300 empleados voluntarios del Banco...

“Frank Tour Entre Amigos” llega este 28 de abril al Anfiteatro de la Puntilla de Puerto Plata

Puerto Plata.  La Novia del Atlántico se prepara para...

Banco Popular lanza feria de turismo con descuentos para tarjetahabientes

Santo Domingo. El Banco Popular Dominicano lanzó su Feria...

Empresa Aerodom asumirá gastos de reparación de avión de Air Europa

Santo Domingo. Aeropuertos Dominicanos Siglo XXI (Aerodom), empresa que administra el Aeropuerto...

ULTIMAS Noticias

Estudio Banco Popular y Asonahores: «industria hotelera» representa 19% del PIB dominicano

Santo Domingo. El Banco Popular Dominicano y la Asociación...

Someten cambios a la Ley de Aviación Civil; regulará uso de drones

Santo Domingo. El presidente Luis Abinader envió en el Senado un nuevo proyecto...

Banco Popular siembra más de 8,000 plantas en Plan Sierra

Jánico, Santiago. – Unos 300 empleados voluntarios del Banco...

“Frank Tour Entre Amigos” llega este 28 de abril al Anfiteatro de la Puntilla de Puerto Plata

Puerto Plata.  La Novia del Atlántico se prepara para...

Banco Popular lanza feria de turismo con descuentos para tarjetahabientes

Santo Domingo. El Banco Popular Dominicano lanzó su Feria...

Empresa Aerodom asumirá gastos de reparación de avión de Air Europa

Santo Domingo. Aeropuertos Dominicanos Siglo XXI (Aerodom), empresa que administra el Aeropuerto...